8 Eyes
  House of Ruth
 
GUÍA: House of Ruth

Hemos llegado al final. Este nivel no tiene nada que ver con los demás, es difícil hasta la saciedad. Aquí no encontrarás enemigos corrientes, no; aquí lo que encontrarás es a todos los Dukes que dejaste escapar con vida reunidos con la intención de que no des un paso más. Bueno todos no... el Duke Walter Smith, gobernador de Germany no aparece, y se desconocen las causas, ¿quizás se haya rendido? Apareces con todas las barras llenas hasta los bordes, y con todos los Weapons para darte mayores facilidades. No es para menos, y no sólo eso, sino que tras derrotar a cada Duke, tus niveles de vitalidad e ítems se recuperarán para empezar otra batalla en las mejores condiciones. Lo más importante que debes saber es que aquí no importa cual espada lleves, el daño que causa la combinación color espada – color joya aquí ya no sirve, recuerda que ya no tienen ninguna joya (tú se las quitaste) y el efecto será nulo. Esa es la principal dificultad. Si no estás aterrorizado agarra el mando y concéntrate. Cualquier error puede mandar al traste tus expectativas de victoria. Ya deberías saber como ganar a los Dukes así que la redacción de este nivel no será muy detallada.


Habitación 1: Enriquez Bartona
Es muy importante usar a Cutrus mientras tú estás a salvo en la parte superior. Si te ves en apuros coge la S Bowl que encontrarás en tu plataforma, justo en el borde del voladizo. Es, quizás, de los más fáciles que encontrarás, así que hazte una idea. Atraviesa la puerta hacia el siguiente enemigo.

Habitación 2: Nari Tanatos
Muy complicado. Batalla durísima. Muy igualada. Debes elegir muy bien el momento de coger la S Bowl del voladizo de la plataforma superior derecha. No dejes que se aleje y controla sus movimientos. Si lo consigues habrás salvado un gran escollo.

Habitación 3: Ghadie Rasall
¿Le recuerdas? Hace muy poco te enfrentaste a él. Le venciste antes y ahora igualmente lo harás. Haz exactamente lo mismo que antes. Usa a Cutrus si te ves en apuros. La S Bowl la tienes arriba nada más entrar.

Habitación 4: Geno Comechio
Intenta ignorar la pantera del piso superior y pasar directamente a la batalla con Geno, no dejes que se te aleje y atízale rápidamente. La S Bowl está a la derecha de la puerta. No te entretengas con la pantera y usa bien tus Ice Balls. Cuidado con tu vitalidad y acorrálalo para que no vaya huyendo.

Habitación 5: Syfer Nasim
Una batalla fácil al fin. Este Duke es muy inútil. Haz lo de siempre y no te precipites, si estás apurado coge la S Bowl que está en los bloques que cuelgan del techo y no tengas prisa. Sólo se abrirá la puerta del medio. Las otras son de adorno.

Habitación 6: King Amin
Después de tanto enemigo complicado Amin no será muy problemático, pero no te confíes. El S Bowl está accesible, pero no lo cojas hasta que sea necesario. Usa el ataque cuerpo a cuerpo y ve cogiéndole ventaja. Usa con criterio las Ice Balls.

Habitación 7: BOSS: Ruth Grandier
Ruth Grandier: A pesar de lo que pueda parecer. El último de los Dukes no es demasiado poderoso. Tiene un látigo bastante corto con el que no puede llegar muy lejos y además no tiene ataques de larga distancia. No se mueve demasiado rápido y sus golpes no son demasiado dañinos. Sin más que un rival medianamente asequible. Si después de eliminar a enemigos como Geno o Tanatos, Ruth te da problemas es algo realmente preocupante. Sobre todo no te confíes porque entonces puede acabar contigo y no veas lo frustrante que es acabar tu partida en este punto. Al límite de terminar la pantalla. Tienes la Ice Ball y debes usarla como cuando la usabas con Bartona, por ejemplo, y mientras esté paralizada, atácale sin parar, observa tu vitalidad para que cuando baje de un cierto límite hacer que Cutrus consiga la S Bowl escondida en la habitación (justo a en el borde izquierdo del voladizo derecho). También puedes hacer que Cutrus haga parte del trabajo, quedándote tú en la plataforma superior. Lo cierto es que elijas una opción u otra, Ruth no tiene nada de particular, y, al contrario de lo que se pueda pensar por lo visto en otros juegos similares, al vencerla no se transformará en otro enemigo muy superior. Ella es tal cual y este juego intenta simular la posible realidad sin entrar en cosas demasiado fantasiosas. Ataca sin parar y no te preocupes por sus ataques, no son ni muy rápidos ni muy violentos. Es una lástima que este juego no tenga un enemigo final más memorable, más duro, más competente; pero tendremos que conformarnos con que una chica (con buen cuerpo, por cierto) nos atice con un látigo mientras nosotros la machacamos a espadazos en un plis plas. Al menos la música de esta batalla es bastante memorable (es una versión lenta de la canción de la portada). Como suele ser habitual, y en la batalla final no va a ser menos, Ruth acaba rindiéndose ante Orin y le entrega su joya de poder. Ambos acaban tomando una infusión juntos. ¿Hablarán de donde se habrá metido Smith?

Es extraordinariamente importante apuntar bien el password. Un error aquí desbarataría todo el trabajo de esta pantalla final. No hay espadas ni nada parecido. Sólo queda la entrega final.



 
   
 
=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=